Encuentro Cultural Nacional: un sesgo solidario en tiempo de individualismos

Cómo se viven los días previos al Encuentro más importante del país.

0

Por Mónica Manrique

Sábado por la tarde. Treinta personas, 10 carpas y el campo enorme, donde se le toma el pulso a la magnitud que ha tomado el Encuentro Nacional Cultural de San Antonio de Arredondo,  que a partir del jueves 7 de diciembre, en su número 27, convocará a miles y miles de personas  de todas las edades, que se acercarán  con la ilusión de ser huéspedes bienvenidos y  que durante  cuatro días  convivirán como “La tribu de los abrazos”.

El cielo plomizo y  amenaza de lluvia apura la construcción de uno de los espacios para poder tirar la lona y guarecerse de la lluvia “porque hay mucho trabajo y no podemos demorarnos”, murmura al pasar uno de los solidarios que año tras año, ponen el cuerpo para poder armar  el espacio  que recibirá a más de 15 mil personas.

Mariana del Valle es parte del Encuentro desde hace 27 años. Está cavando un pozo para instalar una estaca y  rehuye a las preguntas. Se apoya en la pala y mira el campo con ojos de asombro todavía. Conmueve escucharla. Su relato es la tripa madre que da fuerza – como la de todos los que trabajan hasta el agotamiento- para mantener  que  este  proyecto siga presente.

“Preparar el campo es precioso – dice Mariana- nos juntamos gente que nos queremos mucho, nos conocemos, nos encanta trabajar para poder recibir a otra gente. Es todo expectativa. Íntimo. Durante  el Encuentro se vive  una vorágine distinta. Terminados todos los trámites y autorizaciones  venir al campo  es lo mejor. Ya nos relajamos y calma la ansiedad el poder prepararlo”.

 

Pocos saben el esfuerzo que sostiene a este único espacio de la cultura nacional que ha logrado sostenerse en el tiempo, con principios y compromiso, dónde los músicos no cobran y tampoco se paga entrada. En el Encuentro la horizontalidad, desde el trabajo anónimo a la presencia de los artistas en el escenario  es marca de igualdad. Durante el día todos trabajan en cada área que ya está organizada y por la noche, cuando las estrellas tapizan el cielo y la lluvia infaltable cala los huesos, ningún músico tiene horario central.

Mariana  Del Valle  tiene una concepción amplia y generosa,  sin dogmatismos.¿ Qué esperan del Encuentro?  “Nosotros no lo proponemos. Lo discutimos y lo rediscutimos, lo masticamos y lo re masticamos cada vez que nos juntamos a hablar. Yo no sé si hay una definición de lo que queremos. Hay Encuentro.  Es indefinible. Es como una estación más. La primavera, verano, otoño, invierno y el Encuentro. Para nosotros, diciembre es la estación del  Encuentro. Son veinte días en los que nos dedicamos a esto, con nuestros hijos y familia y es parte de nuestras vidas”.

El Encuentro  desde el inicio siempre contó con el Negro Valdivia, Beco, Curita Sánchez, pero año a año se van sumando personas del  lugar y de otras partes. “El primer Encuentro lo hicieron  los padres de la Academia  de danzas La Candelaria que dirigía Jorge Valdivia y ellos empezaron a ponerle el lomo. Y después muchos se hicieron eco y a lo largo de tantos años, se suma y se resta. Son etapas. Son muchos años  para dedicarle tanta energía. Y ahora hay un grupo estable desde hace diez años. Es muy difícil decirle grupo, porque  va cambiando momento a momento y eso está  bueno” agrega Mariana.

Se terminó de instalar una parte de las luces. El campo está siendo  cortado; Ya llegaron parte de los baños químicos; los niños escriben los carteles para demarcar las zonas;  se pintan los postes nuevos;  hay que revisar los hornos de barro… armar los espacios para las miles de carpas; el trabajo está empezando y  día a día se sumarán manos y hombros “porqué aún puede el hombre marchar hombro a hombro con su hermano”.

Y el jueves 7 de diciembre, los bienvenidos al Encuentro sentirán la fiebre del sol que estallará en los pañuelos, la tarde comenzará a disolverse en rocío y la noche tendrá una paleta de estrellas para que los abrazos sean más intensos que siempre.

 

 

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here