Este jueves comienza el Encuentro Cultural Nacional en San Antonio de Arredondo

Miles de integrantes de la ”Tribu de los Abrazos”, serán parte de éste único espacio de horizontalidad de la cultura

0
Foto: Punilla al sur

Por Mónica Manrique

La lluvia acompaña fielmente cada uno de los Encuentros desde hace 28 años. No empaña ni entorpece el trabajo que vienen realizando desde hace diez días los organizadores, vecinos y amigos de otras provincias que se instalaron con sus carpas para trabajar todo el día, dejando sus trabajos y compromisos cotidianos para preparar el predio que se llenará de música, pañuelos y expresiones artísticas.

Desde este jueves 6 y hasta el domingo 9 de diciembre, el campo que se prepara para albergar cientos de carpas y miles de seguidores, tendrá actividades desde las 10 de la mañana y hasta que la noche caiga con su frío espeso, que se sostendrá a puro baile y alegría.

No es un festival, aunque muchos no noten la diferencia e insistan en llamarlo así. Los que vienen por primera vez, deberían leer previamente en qué consiste este Encuentro.

La propuesta es diferente. No se difunde por redes sociales, medios, ni página de face. Sólo a través del boca en boca y las experiencias que cada participante vive y le transforma el alma y re convierte su propia historia. Cada uno es parte y hace el Encuentro.

Los cientos de miles de personas de todo el país y del extranjero que pudieron sentir y emocionarse con esta vivencia única, llevarán en su mochila arcoíris dobles, noches de lluvia furiosa por momentos, cielos estrellados, manos entreladazas, lágrimas en los ojos y un sentido que llena el vacío que estamos viviendo en esta etapa del país.

Como desde hace 28 años, Jorge “El Negro Valdivia”, “Curita Sánchez” y aquellos soñadores que comenzaron en la escuela primaria Juan José Paso, con las primeras juntadas y que fue creciendo y rearmándose año tras año con decenas de manos solidarias, estarán para abrir la tranquera que conduce al camino de los peregrinos de esta inmensa Tribu, que le pondrá esperanza a la desesperanza.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here